tellmegen logo

PREGUNTAS FRECUENTES

RESUELVE TUS DUDAS

¿Cómo debo recoger mi muestra de saliva para hacerlo adecuadamente (adultos)?

Las instrucciones para una correcta recogida de la saliva en los kits para adultos vienen reflejadas en el interior del kit de ADN que llega a tu domicilio para que no tengas dudas en el momento de la recolección. El procedimiento es muy sencillo:

Antes de la realización del test genético con saliva

Al tratarse de una prueba genética, no es necesario que la realices en ayunas. Eso sí, no debes comer, beber, fumar, mascar chicle o lavarte los dientes en los 30 minutos previos a la toma de la muestra.

No hay ningún problema a la hora de realizar esta prueba de ADN con saliva si estás embarazada o si estás tomando medicación. No obstante, el ADN que extraemos a partir de la saliva se obtiene tanto de las células del epitelio bucal como de los glóbulos blancos presentes en la misma. Ya que los glóbulos blancos pueden representar hasta un 70% del total de células procesadas, se recomienda que aquellas personas que presenten una disminución en los niveles de éstos (por enfermedad, medicamentos quimioterapéuticos…), esperen hasta que su nivel de glóbulos blancos se normalice antes de realizar el test, para así asegurar una buena cantidad y calidad del ADN a analizar.

Precaución: No ingerir. Si la solución entra en contacto con los ojos o la piel, lávese con abundante agua. Mantener fuera del alcance de los niños.

Durante la realización del test genético con saliva

Paso 1: Escupe en el embudo hasta que la cantidad de saliva (sin contar las burbujas) alcance los 2 ml.

Paso 2: Mantén el tubo en posición vertical y cierra la tapa para que la solución preservante pase al tubo y se mezcle con tu saliva. IMPORTANTE: Una vez la tapa esté cerrada, desenrosca el embudo y localiza el tapón rojo antes de pasar al siguiente punto.

Paso 3: Cierra el tubo de recolección con el tapón. Asegúrate de que está herméticamente cerrado para que la muestra no sufra problemas durante el transporte.

Paso 4: Agita el tubo arriba y abajo 5 veces para mezclar la saliva y la solución preservante. Desecha el embudo utilizado.

Paso 5: Guarda el tubo con tu muestra de saliva en el hueco habilitado para el mismo dentro del blíster de plástico transparente.

Paso 6: Introduce el blíster del plástico dentro de la caja de cartón y la caja de cartón dentro de la bolsa. Tras el registro te facilitaremos la etiqueta de vuelta si no está ya pegada en la bolsa.

Conservación del test genético con saliva

No es necesario conservar la muestra en frío, el líquido preservante del tubo permite una conservación óptima a temperatura ambiente (15-30ºC) durante 12 meses tras la toma de la muestra.